Cuatro tendencias que marcarán la manera de hacer contenidos en el 2017

Cada vez queda menos para despedirnos del 2016 y dar la bienvenida al nuevo año. Terminamos un ciclo y comenzamos otro en el que aparecen nuevas tendencias del marketing digital. De cara al 2017, las marcas y los medios tendrán que tener claro que el contenido va a sufrir un cambio. Varios expertos han identificado cuatro líneas maestras para comprender la nueva ruta que cogerá el contenido.

Los contenidos se han convertido en un elemento importantísimo. Son la esencia de los medios de comunicación ya que a través de ellos informan al mundo de lo que sucede, pero también es la esencia de las marcas que los emplean de forma recurrente y masiva para conectar con sus consumidores.

Por ello, hoy os vamos a hablar de las 4 tendencias que marcarán el contenido en 2017.

  • El contenido será cada vez más visual y en formato para pantallas cada vez más pequeñas

Uno de los cambios más importantes es que el contenido visual prima frente a lo escrito. Las redes sociales ya apuntan maneras y lo hacen patente en sus últimas actualizaciones. Las cifras de consumo de vídeos cada vez es más alta y esta va a ser una de las grandes cuestiones que marcarán el contenido en el 2017. Por otro lado, el 51% de los videos online no se consumen ni desde una televisión ni desde un ordenador, se ven desde el Smartphone, en pantallas cada vez más pequeñas.

  • Las audiencias son cada vez menos masivas: audiencias específicas, medios de nicho.

El éxito siempre ha estado marcado porque el contenido llegase a millones de personas. La idea de las audiencias masivas siempre ha sido lo más importante. Sin embargo, esta realidad ha cambiado. Cada vez son más los consumidores que emplean Internet para acceder a la información. La oferta para consumir contenido se ha multiplicado, se estima que para el 2021, de 75 millones de revistas online que hay actualmente, se pase a 136 millones,  lo que provocará que los contenidos se centren en escenarios mucho más específicos y reducidos buscando llegar a una audiencia más especializada. Este cambio modifica la manera de consumir contenidos y también la manera de crearlos.

  • El contenido en vídeo será cada vez más complejo

Como ya hemos mencionado antes, los contenidos serán cada vez  más visuales pero esto no significa que con cuatro pinceladas se puede crear un vídeo para tener contentos a los receptores. Actualmente, el ecosistema audiovisual es cada vez más complejo ya que la tecnología permite hacer más cosas y por lo tanto, el espectador espera también más elementos. La realidad virtual influirá en la organización y la creación de los vídeos en el futuro y permitirá mostrar vídeos más relevantes para los usuarios.

  • La clave no solo estará en producir contenido, sino también en ser eficientes

Los creadores de contenidos no solo tendrán que ser capaces de comprender estas nuevas tendencias sino también adaptarse a ellas si quieren crear contenidos que sean realmente memorables y atractivos para las marcas. Los creadores de contenidos tendrán que ser capaces de moverse en un mercado publicitario cada vez más exigente y complejo.