fbpx

¿Cuidas la reputación online de tus productos?

¿Cuidas la reputación online de tus productos?

¿Te has fijado que en algunas páginas web sobre todo de viajes, restaurantes o en el mismo Google  o Facebook hay unas estrellitas?  Son las calificaciones y a veces los comentarios que dejan los usuarios sobre tu empresa. ¿Las tienes activadas en tu página de Facebook? ¿Qué tal puntuación tienes?

Esto es lo que se conoce como reputación online. Es decir el prestigio de tu marca o de tu empresa. Dicho de un modo mucho más sencillo lo bien o mal que hablan de ti en las redes sociales, foros y otro tipo de webs. Sin embargo, la reputación no solo se aplica únicamente a la marca en sí, también a los productos.

Es por ello que hay que prestar atención a la reputación que tienen nuestros productos. Uno de los factores que influyen en la buena reputación online es la variedad de artículos en venta. Es fácil creer que es responsabilidad del fabricante que un producto tenga buena o mala reputación.

Pero aquellos que los distribuyen o venden también tienen que estar pendientes de lo que opinan los clientes, para asegurar que el producto se venda. En caso de tener una repercusión negativa (mala fama), las ventas no se producirán.

¿Cuidas la reputación online de tus productos?

¿Cómo monitorizar la reputación online?

Tanto en el caso de la imagen de la propia empresa, así como la del artículo, deberemos monitorizar los siguientes aspectos:

Los comentarios de los usuarios

Esto va a influir en la toma de decisión de compra. El cliente siempre va a mirar los testimonios de los que compraron el producto antes de pagar cualquier tipo de servicio o producto.

La puntuación del producto

Otra cosa que miran los usuarios es la puntuación o las estrellitas que tiene cada producto. Esto a veces va a medir si al cliente le merece comprar o no el producto. No solo mirará la puntuación, sino también aquellas que han sido negativas y buscará el motivo.

Reseñas

También denominadas testimonios son mucho más creíbles. Si un usuario publica una foto con su rostro y el producto está aportando mucha más veracidad y confianza a los futuros compradores.

No tengo web

Hay quien cree que por no tener web, a su negocio todo esto no les afecta. Piensa que, aunque no tengas web, no quiere decir que los usuarios no hablen de tus productos o de tu negocio.

¿Tienes en cuenta tu reputación online en tu negocio?